Novedades

Misión espacial a asteroide

Misión espacial a asteroide
Científicos e ingenieros británicos están trabajando en una nueva misión para traer a la Tierra muestras de un asteroide.

La misión de la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) será diseñada para aprender más sobre cómo evolucionó nuestro Sistema Solar.

La misión, conocida como Marco Polo, podría ser lanzada en la próxima década.

El plan consiste en enviar una nave espacial a un pequeño asteroide, de menos de un kilómetro de largo, cercano a la Tierra, y perforarlo para extraer polvo y trozos para su análisis.

La misión se está desarrollando en EADS Astrium, empresa dedicada a la industria espacial con sede en Stevenage, Reino Unido.

Misión a Marte

Los asteroides son escombros que quedaron de la formación del Sistema Solar hace unos 4.600 millones de años.

Misión Marco Polo
El plan consiste en enviar una nave espacial a un asteroide y extraer polvo y trozos para su análisis.

El estudio de su material prístino debería proveer nuevas perspectivas sobre los elementos que conformaron el Sistema Solar en sus comienzos y sobre cómo los planetas como la Tierra evolucionaron.

"Estamos en la búsqueda de las mejores soluciones para llegar allí y volver", dijo el doctor Ralph Cordey, de EADS Astrium, a la BBC.

"Tenemos que tener en cuenta todos los elementos de la misión: cómo podremos diseñar la misión, cómo diseñar la trayectoria hacia un asteroide entre un número posible de asteroides, cómo optimizar eso para usar la nave más pequeña, la menor cantidad de combustible y el cohete más chico", agregó.

Uno de los principales objetivos de ESA es una misión a Marte para recolectar muestras de piedras marcianas para su investigación en la Tierra.

Una misión de ida y vuelta a un asteroide aportará mucho más que el enorme mérito científico que ese solo hecho implica.

También puede ser útil en el desarrollo de la tecnología necesaria para lograr el aterrizaje y despegue de un cuerpo planetario con una fuerza de gravedad mucho mayor.