Novedades

Alan Guth y su controversial Teoría: ¿Existen universos paralelos con vida?

Alan Guth y su controversial Teoría: ¿Existen universos paralelos con vida?
Dicen que es el «próximo Nobel», el «nuevo Higgs»... Pero como el propio Alan Guth afirma, sólo son predicciones. Lo que quedan son las teorías. Y el físico y cosmólogo norteamericano, investigador del MIT, dejó clara ayer su postura en la Conferencia Internacional de Física de Altas Energías 2014 (ICHEP), que se celebra estos días en Valencia.

Así, defendió la existencia de infinitos universos paralelos en los que puede existir vida. A principios de la década de los 80, Guth y Andrei Linde propusieron la teoría inflacionaria para describir la creación del universo. Según ésta, apenas un instante después del estallido del Big Bang -en las primeras mil millonésimas de segundo-, el cosmos se infló (de ahí su nombre), multiplicando su tamaño en apenas una trillonésima de segundo, para después seguir expandiéndose a un ritmo más lento. Esta teoría fue corroborada en marzo por el telescopio BICEP2, que detectó la primera onda del cosmos. Concretamente lo que se conocen como ondas gravitacionales. El descubrimiento, sin duda, del siglo XXI... hasta que, recientemente, afirmaron que el polvo de la galaxia pudo haber interferido en las observaciones. La comunidad científica está en vilo desde entonces.

 

Con todo, independientemente de los resultados finales, Guth no sólo defendió en el ICHEP la validez de su teoría, sino que desarrolló las implicaciones finales. «Hay muchos modelos que pueden producir inflación», comenzó. Y muchos de esos modelos «llevan a un tipo de inflación llamada eterna». Así, el científico explicó que, tras el Big Bang y la consecuente inflación, todo el espacio se expandió muy rápido, pero alguna pequeña región de ese universo primitivo pudo dejar de expandirse con tanta rapidez, decreció su velocidad y aparecieron partículas como las que conforman nuestro universo. Pero a partir de ese momento, esa región se convirtió en otro cosmos. Uno paralelo.

 

Así, apuesta por la existencia de lo que se conoce como «multiverso»: universos desconectados, diferentes, pero que nada impide que pudieran encontrarse, juntarse o chocarse. Así, señaló que en algunas teorías pueden darse hasta 10 elevado a 500 tipos de universos diferentes.

 

La expansión del universo se debe a una constante en física conocida como «constante cosmológica». Y esa constante se puede calcular. En el caso de nuestro universo es muy pequeña. Para el científico, «como hay tantos universos posibles, en alguno la constante cosmológica será tan pequeña como para que haya vida». Tal como ocurre en el nuestro. Durante la posterior rueda de prensa, Guth estuvo acompañado por Rolf Heuer, director general del CERN, y Juan Fuster, copresidente del congreso. Guth afirmó que, «aunque BICEP2 no haya confirmado todavía ondas gravitacionales primordiales, la inflación cósmica sigue siendo una teoría muy exitosa y no significaría que no fuera cierta». Además, aunque se mostró favorable a informar de los avances de los experimentos, opinó que los responsables del BICEP2 deberían haber sido más «cautelosos».